Hola amigos!!!

Se acerca la primavera. En esta época, pueden sucederse algunos cambios hormonales típicos de las perras, pero que también se hace poco perceptible pero sí, sucede en los perros. Tal es así que podemos notar un cambio físico, emocional, psicológico o del comportamiento en ambos sexos.
Los cambios físicos pueden ser:

· Aumento de peso corporal
· Pérdida de pelo en exceso
· Cambio hormonal (altera notoriamente la producción de hormonas).
Podemos ver actitudes tales como:

· Una marcación excesiva de territorio (más predominante en las hembras, aunque sin dudas lo vemos bien notorio en los machos).
· Cambio de conducta (a veces demostrando menos tolerancia a sus pares)
· Demostración de los rasgos del carácter principalmente en perros jerárquicos (esto implica que se vuelven rezongones y donde también se pueden dar algunos episodios de agresividad, hecho este que también se demuestra hacia seres humanos).
Los celos en las perras se dan entre los cinco y seis meses de edad, repitiéndose posteriormente durante el año. O sea normalmente dos veces al año. Este hecho puede tener sus variables ya que cada perra es única; cada perra con su propio ciclo de celo.
La etapa del celo sucede así:

· Proestro: Más o menos siete días de duración. En este tiempo vemos una inflamación de la vulva, acompañada de un leve sangrado. Cabe agregar que en esta etapa la perra no estará receptiva al macho.
· Estro: Dura entre cuatro y diez días, la perra se vuelve receptiva a los machos, pudiendo darse la copulación; (varía de acuerdo a cada perra).

Se debe agregar que será la perra quien elegirá al macho para copular; pero este tema lo trataremos en otra oportunidad (de igual manera en nuestro canal de You- Tube usted encontrará un capitulo donde en un taller educacional, hablamos sobre el tema)
Hablamos sobre este tema, porque en esta fecha primaveral, este episodio hormonal suele acelerarse o manifestarse de una forma más evidente. Por lo que recomendamos lo siguiente si lo que usted desea es que no se realice la monta de la perra:
· Observe los cambios de conducta tanto de machos como de las hembras.
· El macho comienza a rondar a la hembra anticipándose a la evidencia de la inflamación de la vulva y del sangrado.
· Los lloros o aullidos constantes, son muchas veces comunes en esta etapa.
· Si tiene más de un perro macho en el hogar, pueden darse conflictos entre ellos.
· La perra muchas veces tendrá una excesiva perdida de pelos (más de lo habitual, y muchas veces se podrá notar un pelaje menos limpio o lindo).
· Si tiene más de una hembra en su casa, una puede anticipar el celo de la otra o de alguna manera acelerar el proceso de entrada en celo.
· También debe tener presente que si tiene más de una hembra, esto demanda mucha atención de su parte ya que pueden darse episodios de agresión entre ellas, aun con más riesgos que entre los propios machos.
· Los machos suelen escaparse por el hecho de ser fuertemente atraídos por las feromonas, hasta saltando vallas, trepando, o acciones similares.
· Los machos pueden sufrir un estrés muy elevado durante este tiempo, demostrando en ocasiones episodios de cambios de conducta. Preste atención y no sea agresivo con los machos en esta etapa. Evítese una agresión de su parte.
· Esta insistencia de los machos es notoria; comienza antes del estro, y persiste aun después de la receptividad de la hembra.
· La hembra puede demostrar un comportamiento exactamente igual al del macho.
Entonces; ¿qué recomendamos?

No vamos a recomendar la esterilización; (sí le recomendamos que consulte a su médico veterinario en cuanto a esto).
Recomendamos la aislación o separación entre la hembra y el o los machos. Para esto entienda uno de los puntos anteriores donde hablamos que los perros logran escaparse casi de cualquier sitio.
Sepa que si usted lava su patio o lugar donde está la perra con productos de limpieza o desinfectantes, eso no servirá de nada ya que a diferencia del hombre, el perro puede separar esos olores, y además de eso, los olores permanecerán en el aire.
Una vez pasada la etapa del estro o de la receptividad de la perra, las cosas volverán a la normalidad. De todos modos, el macho continuará merodeando a la hembra, aunque esta no estará disponible y demostrará eso a través de su actitud con el o los machos.
¿Anímese a preguntarnos! Tenemos nuestra página a su disposición, también nuestro whatsapp. Contáctenos.
Adiestrador Canino Yoel Baracy Göettens